Camui Gakuen Paradise!
Bienvenido a Camui Gakuen Paradise, foro rol en español.
Ingresa a tu cuenta para participar o sino inscríbete.
De cualquier manera, pasa el mejor tiempo roleando aquí con diferentes personajes y disfruta de este foro.

Honjitsu he to Tadoru Ai -PRIV-

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Honjitsu he to Tadoru Ai -PRIV-

Mensaje  Sono el Sáb Sep 08, 2012 11:04 pm

Quería estar un poco mas con él. Solo ello. Y la verdad era que nuestro entorno no era muy benefactor para eso. La escuela, los alumnos que rodeaban y los demás profesores que continuamente estaban pendientes de mis actividades por ser de los docentes mas recientes en el instituto. Apenas si me daba tiempo de mirarle en ocasiones por eso es que esperaba ansioso el viernes; no tendría clases extras ni papeles que arreglar y de ante mano sabía que los fines de semana los alumnos podían volver a sus hogares si así lo deseaban. Por ello, me plante el darme una escapada con la excusa de visitar a mi familia, aunque claro tenía que informarle a él de alguna manera. Una nota. Si eso, una pequeña nota que metí bajo su puerta con solo una pequeña leyenda resumida de lo que quería.

“Este fin de semana, te llevare al país de las maravillas pequeño conejo…Mañana sábado, a las 11am, a una calle del instituto.”


Y sin más que hacer me encamine a mi habitación para preparar lo que hiciese falta. No quería llevarle muy lejos, me arriesgaba demasiado a que se nos hiciese tarde o algún improvisto nos atacase y no quería meterle a él en algún problema por eso no tuve mas remedio que ir a un apartamento propiedad de mis padres ya que el mío quedaba casi hasta Osaka. Ese lugar siempre estaba vacio y estaba seguro de que podría hacer uso de el sin que alguien llegara repentinamente.
Así pues la noche paso rápido para calma de mi ansiedad y una vez que me hube duchado y alistado con ropa bastante informal ciertamente, me dirigí al lugar de la cita en el auto mismo que use para llegar al instituto. No faltaba mucho para la hora de la cita y realmente el tiempo de espera se paso rápidamente trayéndome con el su hermosa presencia. Abrí la puerta del coche para que subiera y tras ello, puse en marcha el auto para ir al sitio donde pasaríamos todo el fin de semana.
Hubo un momento, en que el silencio gobernó aquel auto que nos llevaba al lugar sin embargo no podía evitar el darle tantos vistazos como me fuera posible y finalmente, cuando aparque cerca de nuestro destino me separe del volante y rodee sus hombros con mi brazo derecho al tiempo que me acercaba a dar un pequeño beso cerca de la comisura de sus labios.
-Estas tan lindo…-
Dije como si me hubiera quitado un peso de encima, ya que ansiaba decirle aquello desde el momento en que le vi aquella mañana hacia unas horas y tras luego de aquello, baje del auto para abrir su puerta.
-Lamento lo repentino de esto… pero simplemente quería estar contigo…-
Dije con una amplia sonrisa mientras le tendía mi mano para ayudarle a bajar y me hice de una suya con ella. Ahí ya no tenía por que evitar ni ocultar nada y por ello, entrelace sus dedos con los míos y empecé a caminar tomándole de la mano con fuerza.
-El sitio no es mío…-
Comencé a decir mientras le guiaba por unas escaleras que nos llevarían al segundo piso donde se encontraba el apartamento.
-Es de mis padres, por lo que puede ser algo ostentoso. Sin embargo puedes sentirte cómodo en el. Es un lugar bonito realmente ya lo veras, y espero que te guste…-
Finalmente al dar una vuelta en un pasillo más, me detuve frente a una gran puerta blanca. Saque la llave del sitio, sin soltar su mano en ningún momento claro y abrí la puerta, para luego empujarla dando oportunidad de que entrara él primero, abriendole paso al sitio.


Spoiler:

-Adelante, hermoso conejo… bienvenido a nuestro escondite secreto para estos dos días…solo para tú y yo…-
Le dedique una pequeña sonrisa y apreté un poco su mano entre la mía. Ansiaba esos días y ahora que estábamos ahí, no veía el momento para que ese fin de semana apenas empezase.

Sono
Easter Live 1999
Easter Live 1999

Mensajes : 13
Fecha de inscripción : 24/04/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Honjitsu he to Tadoru Ai -PRIV-

Mensaje  Hina~ el Dom Sep 09, 2012 1:46 am

Ya tenía algunos días que no habia pordido ver… en privado… a Sono sensei. Le veía solo de lejitos sin hablarle directamente en horario de clases pero todos los día las ansias me comían, a cada minuto pensaba en una pequeña posibilidad que pudiera tener para charlar un rato con el sin embargo siempre que le observaba parecía demasiado ocupado, rodeado de pocas o muchas personas, algunos estudiantes, algunos profesores y bueno yo no tenía en primera tanta seguridad y en segunda tanto valor como para ir a verle estuviera con quien estuviera, prefería esperar el momento indicado para verle aunque ese momento parecía que nunca llegaría.

Era viernes, me encontraba en mi habitación recargado sobre un par de mis peluches mientras pensaba en muchas y diferentes cosas. Lo que más tenia presente en mi mente era esa amable sonrisa que caracterizaba a Sono sensei, aquella sonrisa que me hacía sentir feliz aunque últimamente el solo verlo de lejos me hacía sentir así e incluso tan solo podía bastarme el escuchar o pronunciar su nombre. Me encontraba con los ojos cerrados, alucinando mil y un cosas que algún día esperaba hacer en compañía de Sono sensei, cuando repentinamente sentí la necesidad de ir a comer algún postre a la cafetería, sonriendo ampliamente y emocionado por la idea de degustar un dulce postre, me levante de mi cama dirigiéndome hacia la puerta sin embargo me detuve en seco al ver una pequeña notita en el suelo, no muy lejos de la misma. Me acerque rápidamente a recoger la misma y regrese a sentarme en mi cama.

Leí con cuidado la pequeña notita y al terminar me deje caer de espaldas en la cama mientras pataleaba de emoción, presione la pequeña hoja contra mi pecho y solté un prolongado suspiro de alivio porque por fin podría verle. La idea del postre se habia evaporado por completo de mi cabeza, ahora solo pensaba en lo que me pondría y en las cosas que podría hacer en cuanto le viera aunque eso no significaba que haría todas ellas. El resto de la noche paso de manera bastante lenta y tortuosa, me metí temprano en la cama y tuvieron que pasar algunas horas antes de que finalmente pudiera rendirme al sueño. A la mañana siguiente me levante bastante temprano, desayune algo sencillo y fui a tomar un baño. No tuve que pensar mucho que me pondría de hecho, tantos eran mis nervios y mis ansias que incluso habia soñado con aquello que me pondría, si usaría un vestuario que me gustaba mucho aunque se viese algo infantil, igual yo esperaba que a Sono sensei le agradara.

Después del baño y luego de haberme secado, me coloque mi ropa anterior y después el hermoso y colorido vestido parte del vestuario. Con algo de trabajo abroche los botones en la parte de mi espalda y con ayuda de un espejo de cuerpo completo revise que el vestido estuviera correctamente acomodado. Estaba muy emocionado, tanto que las manos me temblaban un poco, Sonrei tímidamente al darme cuenta de ello y agite mi cabeza de un lado a otro para deshacerme de esos sentimientos y seguir con mi labor. Lo siguiente que me puse fueron unas coloridas calcetas que combinaban con el vestido y si acaso me llegaban unos centímetros más arriba de la rodilla. Me coloque unos zapatos en color azul clarito casi tirándole a blanco, de abrochar y de un tacón de no más de 5 o 6 cm.

Luego de haber terminado con los zapatos, calcetas y el vestido, empecé a arreglar mi cabello. Hice dos altas coletas, una a cada lado de mi cabeza procurando dejar suelto el fleco que normalmente cubría mi frente y un mechón de cabello de cada lado de mi rostro. Tome cada una de mis coletas y les empecé a hacer rollito hasta formar un chongo de cada lado de mi cabeza. Coloque unas pequeñas donas y para que el peinado se viera más bonito puse un moño de color azul claro con rayitas y adornitos que combinaban con el vestido, en la base de cada uno de mis chongos, de modo que estos se vieran bien acomodados y acoplados al primer amarre de las coletas. Eran las 10:35 am y yo ya estaba listo antes de salir de mi habitación me fije que los caireles que llevaba sueltos a los costados de mi rostro se vieran bien y bonitos, me coloque un delgado suéter tan solo para cubrir mis brazos descubiertos por el vestido de manga corta y tras tomar el par de guantes en forma de huella de gatito, salí de mi cuarto caminando tranquilamente hasta el lugar donde me reuniría con Sono sensei.

Cuando llegue al lugar del encuentro ya habia un coche estacionado que reconocí como el de Sono sama, camine rápidamente hasta el auto observando como la puerta del copiloto se abría una vez yo estaba a tan solo 3 o 4 pasos de llegar al mismo. Me adentre en el auto diciendo alegremente un pequeño.-Buenos días.- y cerré la puerta del coche, sintiendo como inmediatamente después de ello, este se ponía en marcha. No pregunte a dónde íbamos, me gustaban las sorpresas y esas cosas pero tampoco sabía que mas decir y me ponía aun más nervioso el que el contrario estuviese tan callado tan solo dejándome sentir esos vistazos que me echaba. Mantuve mis guantes sin colocármelos solo jugueteando un poco con ellos, les sostendría con una de mis manos hasta llegar a nuestro destino y les dejaría para más tarde por si sentía frio. En algún momento me puse a pensar si le habría gustado mi vestuario, aquello era como un punto prioritario para mí.

Una vez que el coche se detuvo me sorprendí bastante con ese repentino abrazo pero también me sentí alegre, finalmente esa calidez podía ser disfrutada por mi cuerpo. Ese beso cerca de la comisura de mis labios fue el causante de que mis mejillas tomaran un poco de color y su tonalidad se viera afectada por un tenue rosado. –Me alegra que le guste como me veo…-Susurre en respuesta a sus palabras, sonriendo amplio por ese comentario. Observe como el contrario se bajaba del auto y justo iba a hacer lo mismo cuando el otro me sorprendió abriendo la puerta para que yo pudiera salir. Inmediatamente al escucharle empecé a negar con la cabeza mientras tomaba su mano. –No tiene por que disculparse… yo también tenía muchas ganas de verle y de pasar tiempo con usted…- Deje que sus pasos guiaran los míos mientras que mis ojos vagaban por el lugar observando lo bonito que era desde mucho antes de entrar a aquel departamento.

Finalmente llegábamos al departamento y por supuesto que mis ojos se perdieron en la belleza del lugar, sin embargo a pesar de ello no deje de prestar atención a las palabras de Sono sensei sonriendo ante ellas y presionando la mano ajena entre la mía como una pequeña manera de desahogar algo de ese sentimiento de felicidad que me embargaba. Di un par de pasos para colocarme de frente a él y con el brazo cuya mano sostenía los guantes de gatito; metí el mismo por debajo de uno de los ajenos y rodee su cuerpo; abrazándole fuertemente mientras susurraba. –Le extrañe mucho…- Levante ligeramente mi rostro para alcanzar a dejar un beso en la mejilla ajena antes de preguntar infantilmente.- y que es lo que tiene planeado para mí?-

Hina~
Easter Live 1999
Easter Live 1999

Mensajes : 11
Fecha de inscripción : 25/04/2012
Localización : o-o por ahi buscando ponejos ~

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Honjitsu he to Tadoru Ai -PRIV-

Mensaje  Sono el Dom Sep 09, 2012 8:15 pm

Ese acercamiento que había ansiado por toda la semana y que ahora se veía oscilando entre la satisfacción y la insuficiencia. Mi mano soltó la perilla de la puerta y solo hasta entonces deje su mano libre para poder envolverle con toda la fuerza de mis brazos en un abrazo tan necesitado y tan ansiado por días.
-Hina…-
Ese suspiro provocado por el presionar de ambos cuerpos, ese suspiro de necesidad que solo se reflejo con su nombre en el.
-También te extrañe mucho…mucho…-
Mis ojos se habían cerrado y solo se entreabrieron apenas para encontrarse con los suyos tras que aquel cálido beso me hiciera reaccionar. Deje que solo mi brazo izquierdo, que sostenía las llaves, rodeándole por completo mientras que el otro se elevaba un poco para que mi mano fuese capaz de alcanzar su rostro; justamente su mejilla. I pulgar de acomodo de manera de poder rosar la parte inferior de su labio bajo y ahí en quedas caricias comenzó a dibujar esa curva mientras que mis ojos se quedaron fijos en los suyos.
Pensaba que en aquel breve momento no había necesidad de palabras. Todo lo veía en sus ojos y me concentraba en cierta parte por reflejar en los míos lo contento que estaba de verle y cuanto le había extrañado esos días. Sin embargo, no podía dejar de lado aquella interrogante suelta suya, así que solo me acerque a robar un rápido beso de sus labios para contestarle.
-¿Te gustan las sorpresas Hina? Espero que si, pues estos dos días enteros serán una.-
Le dedique un pequeño guiño y deje mi brazo que le rodeaba bajar a su cintura para afianzarla con fuerza y así poder mantenerle pegado a mi para avanzar dentro del lugar. Sin soltarle, con mi mano derecha empuje la puerta para cerrarla y con un ágil movimiento arroje a una pequeña mesa cercana las llaves que sostenía en la izquierda. Sosteniendo su cintura le guie con calma hacia un sofá cercano en donde le indique que tomara asiento. Ciertamente no me agradaba mucho la idea de perder el contacto pero tenia cosas pensadas y para llevarlas a cabo debía haber un espacio aunque eso era contradictoriamente beneficioso ya que aumentaba las ganas que tenia por tocarle o incluso por besarle lo que me hacia sentir una enorme satisfacción cuando llegaba a hacerlo.
-Como dije, este lugar será nuestra guarida…-
Empecé a decir mientras que me sentaba en un sillón de una sola persona que estaba colocado delante de donde él estaba.
-Y solo creo tener una sola regla para este sitio…-
Le mire a los ojos fijamente con un semblante fingidamente serio en el rostro pero sin dejar de lado aquel dejo de terneza y cariño reflejado claramente en mis ojos.
-Aquí… No me hables de “usted”, ni con el “sensei” ni mucho menos el “san”. Estoy cansado de esa línea que nos separa tanto afuera… y aquí no debe existir porque…-
Deje mi oración inconclusa, le mire profundamente y aunque apenas habrían pasado un par de minutos de estar en aquel sofá me levante al tiempo de mis palabras, rompiendo con aquella distancia.
-Como dije… solo estamos tú y yo…nadie más. ¿Si Hina?...-
Me coloque delante de él y lentamente me incline hacia él apoyando las manos en el respaldo del sofá donde estaba, dejándole aprisionado entre mis brazos que estaban a los costados de su cabeza.
-Aquí seremos y haremos todo cuanto no podemos hacer y ser afuera…-
Mi cabeza se fue acercando a la suya y aunque mi cabeza ordenaba a mis ojos quedarse fijos en los ajenos, estos no pudieron resistir el echar una tentadora mirada a sus labios. Mi frente quedo finalmente apoyada en la suya y sentía su cálido aliento chocar en mi cara. Mis ojos iban entrecerrándose por aquella agradable sensación y basto con que mi rostro se ladeara un poco para que mis labios quedaran sobre los suyos. Empuje mi rostro hacia el ajeno complementando el beso que tan ansioso tome de sus labios como si este sellara aquella regla por la que ni siquiera pedí respuesta; simplemente la deje como una indicación que deseaba flotando en aire silencioso que invadía aquel ostentoso lugar y que solo se turbaba con el melodioso sonido de nuestras respiraciones siendo intercambiadas.

Sono
Easter Live 1999
Easter Live 1999

Mensajes : 13
Fecha de inscripción : 24/04/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Honjitsu he to Tadoru Ai -PRIV-

Mensaje  Contenido patrocinado Hoy a las 10:01 pm


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.